Archivo de la etiqueta: retrato

‘Tribu Kikapú en Coahuila’, vida cotidiana de indígenas en la actualidad

142448372255

Por Alondra Flores

El Museo de Culturas Populares ofrece 2 Miradas. Tribu Kikapú en Coahuila, exposición fotográfica que introduce una visión de este grupo indígena que llegó a México a finales del siglo XVIII expulsados por el colonialismo desde las frías tierras de Canadá.

Una treintena de fotografías de Germán Siller y Raúl Cantú retratan la vida cotidiana en la actualidad de esta pequeña comunidad asentada en El Nacimiento, junto al río Sabinas, en Coahuila.

El jefe Chakoka Anico, fallecido el año pasado, sus casas, sus costumbres y sus paisajes son retratados en color y a blanco y negro. Además, imágenes de la naturaleza del fotógrafo kikapú Eric Anico se unen a este cuadro que dibuja al pueblo indígena, ligado a la naturaleza y al espíritu del viento, pero inmersos en las problemáticas contemporáneas

Leer nota completa en La Jornada

http://bit.ly/1PNLYJX

Premio Pulitzer: Los rostros de quienes lucharon contra el ébola

295168

El diario The New York Times ganó hoy tres premios Pulitzer: al mejor trabajo de investigación, para Eric Lipton; el de periodismo internacional, para la redacción, y el de mejor fotografía, para el fotógrafo Daniel Berehulak.

Daniel Berehulak se encargó de retratar a quienes enfrentaron al temido ébola en un centro de tratamiento en una zona rural de Liberia, uno de los países más afectados por la epidemia,que cobró la vida de más de 10 mil personas.

Ya sean trabajadores, pacientes o médicos, Berehulak tomó sus retratos junto con una pequeña entrevista publicada por The New York Times y disponible en su página web.

Leer nota completa en Perú 21

http://bit.ly/1Pc3cRE

Así luce la enfermedad mental; A. Betton, fotógrafa le pone rostro

slide_413684_5239116_free

La fotógrafa Anne Betton de 37 años fue diagnosticada con trastorno bipolar en 2009. Luego de llevar una educación enfocada a las artes, se movió a una carrera en comunicación empresarial, pero un brote la llevó a circular entre la manía y la depresión por varios años, incluyendo temporadas en hospitales psiquiátricos.

Ya estabilizado desde 2012, Betton ha pasado a una segunda carrera en las artes, y ahora su interés se centra en retratar el trayecto de otras personas que, como ella, han luchado contra una enfermedad mental.

Betton decidió comprometerse con la causa después de una profunda reflexión sobre la enfermedad mental, su significado, y el lugar de los enfermos mentales en la sociedad. Su colección fotográfica “Poniendo una cara a las Enfermedades Mentales,” ilustra la humanidad de las personas con estos desórdenes, haciéndolos sujetos, no objetos de burla, el desprecio y la incomprensión.

Leer nota completa en Sin Embargo

http://bit.ly/1HMBGWD

Leyendas: reporteros detrás de las fotos más icónicas del mundo


Captura de pantalla 2015-03-12 a la(s) 13.38.03

Pocos van a reconocer a las personas retratadas en esta página, pero seguramente muchos reconocerán las fotos que estos hombres sostienen. El fotógrafo estadounidense Tim Mantoani se dedicó a una búsqueda trabajosa. Rastreó los talentos; las personas detrás de las fotos más reconocidas del mundo, y las puso frente a su cámara.

«Hemos llegado a un punto de la historia en el cual estamos perdiendo los soportes primarios de impresión fotográfica y a los fotógrafos emblemáticos. Aunque muchas personas están familiarizadas con las fotografías icónicas, el público en general no tiene idea de quién las creó.»

Mantoani utiliza película Polaroid de 20×24. Un soporte analógico que está en vías de extinción. Durante un período de 5 años retrató en este gran formato a más de 150 fotógrafos.

Leer nota completa

http://bit.ly/1GJRtIq

La última imagen después de morir; la fotografía victoriana postmortem

CabezaPost

Conservar algo en la memoria ha sido uno de los fines primordiales de los retratos. En un principio se trataba de meros trazos y posteriormente se perfeccionaron con la aparición de la pintura y la escultura. No obstante, el desarrollo de la fotografía le dio un nuevo giro a estas representaciones y puso al alcance de todos imágenes que por sí solas estaban condenadas a quedar en el olvido.

Sin embargo, con la aparición de la fotografía, también nació la inquietud por tomar registro de todo lo que ocurría en el mundo, incluso aquello que, por su propia naturaleza, no se tratara del tema más agradable para todos.

A mediados del siglo XIX la fotografía mortuoria fue una forma popular para honrar y recordar a los muertos. La mayoría de las fotografías eran tomadas pocas horas después de ocurrido el deceso e increíblemente daban la impresión de tratarse de retratos de personas vivas, sobre todo si la persona fallecida era colocada en una posición de pie. Al mismo tiempo, las fotos postmortem de niños eran particularmente comunes, sobre todo a que la tasa de mortalidad de infantes era particularmente alta durante la época victoriana.

Leer nota completa

http://bit.ly/1BvJgpf

La fotografía de Dulce Pinzón

Captura de pantalla 2015-02-17 a la(s) 11.56.55

La Galería Patricia Conde presentó la obra más reciente de la fotógrafa Dulce Pinzón en la Feria de Arte Zona Maco, celebrada a principios de febrero en la Ciudad de México. La fotógrafa mexicana ha expuesto su obra en América, Europa, Asia y Australia, sus fotografías forman parte de colecciones permanentes de varios museos importantes y han sido reproducidas en diarios y revistas de México, Estados Unidos y Europa. Es internacionalmente reconocida por su serie La verdadera historia de los superhéroes. Este conjunto de fotografías ha viajado por todo el mundo y en el año 2012 se publicó como libro.

La verdadera historia consiste en fotografías de mex-neoyorquinos indocumentados, retratados en sus ambientes laborales disfrazados de superhéroes. Pinzón ideó este grupo de fotografías tras el ataque terrorista a las Torres Gemelas del 11 de septiembre del 2001. En ese entonces, vivía en Nueva York y los medios insistentemente subrayaban la labor heroica de los bomberos y policías que salvaron miles de vidas. A la fotógrafa este hecho le hizo pensar en los inmigrantes indocumentados, en los héroes reales sin reconocimiento. Estos hombres y mujeres se sacrifican diariamente trabajando en empleos mal pagados, en ocasiones en situaciones peligrosas y durante jornadas larguísimas para ayudar a sus seres queridos.

Cada retrato de la serie va acompañado de un texto que indica el nombre del retratado, su lugar de origen, el empleo que desarrolla y la cantidad de dólares semanales que le manda a su familia en México. El que limpia las ventanas de los rascacielos es el Hombre Araña, el que descarga camiones es Hulk, el demoledor es el Coloso, el mesero es el Hombre Elástico. Las imágenes no son solamente graciosas, son también elocuentes. Mediante el disfraz de
superhéroe, Pinzón rinde homenaje al inmigrante al subrayar, vía la exageración, el enorme esfuerzo que requiere su trabajo.

Leer nota completa

http://bit.ly/17NFnQ4

Rogelio Cuéllar sintetiza 47 años de sus querencias y admirados escritores


cuellarblog

A simple vista, El rostro de las letras, del fotógrafo Rogelio Cuéllar, es un libro retrospectivo porque reúne los retratos de 155 representantes de las letras nacionales y extranjeras, pero hay un retrato de un sujeto que es más intangible y es el de la literatura, dijo la investigadora Laura González Flores, durante la presentación del volumen, en el Centro Cultural Bella Época.

La selección de estos 155 retratos de igual número de creadores fue un reto muy rico y lúdico, que involucró muchísimas horas de trabajo en el archivo de Cuéllar, señaló la editora María Luisa Passarge, quien es la diseñadora del libro coeditado por La Cabra Ediciones y el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta).

El rostro de las letras es una síntesis de 47 años de trabajo (…) es una antología, una reunión de mis querencias y mis admirados autores. La fotografía, añadió Cuéllar, me ha permitido viajar y conocer los lugares y las personas que he querido.

Leer nota completa

http://bit.ly/1DG1VvL

Maromas para un ojo mecánico, por Alfonso Morales

maromas

Como todas las vertientes del teatro y el carnaval, el circo es un rito congregante y liberador. Sólo a la vista de espectadores deseosos de ser sorprendidos suceden los prodigios de quienes han conquistado el vuelo o hacen de su cuerpo un garabato. Los muchos trabajos que implica el circo –desplegar una carpa, mover bártulos de un lado a otro, aprender una rutina, dominar un truco–, culminan en actos que deben ser infalibles, contundentes, precisos.

Circense es el convite que anuncia el arribo de los saltimbanquis, el castillo de lona en torno al cual se establece un modesto imperio y la pista multiusos que no desmerece ante el Arca de Noé. Pero todo ello se mueve en torno a un misterio a fin de cuentas intangible: el momento plástico en que la maravilla se manifiesta porque un límite ha sido transgredido o una norma ha dejado de regir.

Multisensorial en sus efectos, polimorfo, sorpresivo, el espectáculo circense no se brinda a cabalidad sino en vivo. Las representaciones gráficas, fotográficas y aún las capaces de registrar el movimiento, nunca le podrán hacer justicia. Por otra parte, el arte circense ha inspirado un estética colorida y estrambótica de la que han abrevado no pocos artistas visuales. Los fotógrafos, como lo demuestra esta entrega de Luna Córnea, se han acercado al mundo del circo por distintas vías. Del mismo modo, sobre todo por necesidades de promoción, los cirqueros han ido en busca de los fotógrafos, plantándose delante de las cámaras a exhibir con orgullo los ropajes y suertes que los hacen diferentes. A continuación ofrecemos una selección de retratos en que los cirqueros, fuera de su carpa, posan o actúan sin esperar ningún aplauso. No hay más público que los individuos que los observan a través de ojos mecánicos.

 Ver retratos a partir de la pág. 72 en Luna Córnea 29:

http://bit.ly/1jBZ928

Luna Córnea 3. El retrato, disponible en línea

LC03

Dedicado a revisar el retrato, sus orígenes y su desarrollo ulterior, este número es un compendio de textos e imágenes iluminadoras sobre el tema. Destaca un excelente retrato escrito por Virginia Woolf sobre su excéntrica tía, la reconocida fotógrafa de principios de siglo, Julia Margaret Cameron. Asimismo, encuentra acogida en estas páginas el cuento «Un día en la vida de un fotógrafo», escrito por Lewis Carroll, autor de Alicia en el país de las maravillas y uno de los fotógrafos ingleses más singulares en el género del retrato. El ensayo de André Jammes sobre el polifacético Felix Nadar viene acompañado de la semblanza que de él hiciera Julio Verne en su novela Un viaje en globo. De John Berger, quien ha escrito algunos de los libros sobre crítica fotográfica más reveladores de la actualidad, reproducimos un ensayo sobre August Sander, quien se propusiera, allá por los primeros años de este siglo, la desmesurada tarea de hacer con su trabajo fotográfico un compendio de todas las clases sociales, un retrato global de la Alemania de entreguerras.

El número incluye un portafolio, donde alternan retratos de Oweena Fogarty, Francisco Mata, Maya Goded, Marco Antonio Cruz y Martín Salas, entre muchos otros.

Ver en línea:

http://bit.ly/116PN6y

Luna Córnea 3. El retrato. (Conaculta, Centro de la Imagen, 1993). Agotado