Fotos, fotos por todas partes

foto,foto

Signo de los tiempos: todos tomamos fotos de todo: al capuccino que nos acaban de servir con una flor de espuma (“la más perfecta flor de espuma” escribimos en Instagram), la vista del atardecer desde la oficina, los objetos que tenemos en el escritorio y al tipo que nos chocó el carro… Nuestros momentos más íntimos, eróticos, no se salvan de la foto. Para cuidar reputaciones ya existe Snapchat, la red social de las fotos que se desvanecen. Se suben fotos (comprometedoras, por favor) que desaparecen en diez segundos. No hay daño permanente a la reputación, aunque en diez segundos uno puede hacerse muchas ideas.

La foto hoy en día es compulsión. La vida cotidiana, sobre todo sus detalles pequeños, de esta época quedará bien registrada en esos millones y millones de cuadros digitales. Hasta los que deploran esta costumbre de fotografiarlo todo con el smartphone tendrán que aceptar que el principio de este siglo es pura imagen congelada, aunque sean imágenes que se esfumen.

Leer nota completa:

http://bit.ly/17oakFW

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s